¿Qué cubre un seguro a todo riesgo?

¿Qué cubre un seguro de coche a todo riesgo? La respuesta es sencilla, todo lo que cubre un seguro a terceros y un seguro de terceros ampliado, pero añadiendo los daños que pueda sufrir la estructura del coche propio, con independencia de quién sea la responsabilidad. De este modo, en el caso de contratar un seguro a todo riesgo, contaremos con protección al conductor, Responsabilidad Civil Obligatorio y asistencia en carretera.

También estaremos protegidos ante la rotura de lunas, los daños provocados por un incendio, los ocasionados por un atropello de especies cinegéticas de caza mayor y, como hemos comentado, ante los daños propios.

Además, es importante destacar que un seguro a todo riesgo puede incluir coberturas adicionales como la indemnización por invalidez o fallecimiento del conductor, la defensa jurídica en caso de accidente y la protección de los objetos personales que se encuentren dentro del vehículo en el momento del siniestro.

Es importante tener en cuenta que, aunque un seguro a todo riesgo ofrece una mayor protección que otros tipos de seguros, también suele tener un coste más elevado. Por ello, es recomendable valorar las necesidades y el presupuesto de cada conductor antes de decidir qué tipo de seguro contratar.

En cualquier caso, es fundamental leer detenidamente las condiciones y exclusiones de la póliza antes de firmar el contrato, para asegurarse de que se cuenta con la protección necesaria y evitar sorpresas desagradables en caso de accidente.

Facebook
Twitter
Youtube
Linkedin
Instagram
Altavoz